¡Choca esos cinco, Venezuela!

0
371

Por David Rodríguez.- La Vinotinto completó otra jornada desastrosa en las eliminatorias al mundial Rusia 2018: anoche dictó clase en Monagas, goleando 5-0 a Bolivia, lo que dejó en el último lugar de la tabla a los del altiplano.

Los chamos, literalmente, por Rafael Dudamel dominaron desde el vamos. Abrieron el marcador a los tres minutos de partido, gracias a un gol de Jacobo Kouffati, de cabeza -sorpresivo- tras un error en la zaga visitante. Mal despeje de los centrales a una vaselina de Jhon Murillo -sorpresa en el once titular- y la pelota le queda al “23” y empezaba la fiesta monaguense.

Esto no bastó y siete minutos el 2-0 se hizo -otra vez de testa- cuyo autor, Josef Martínez que estuvo de “9” en el partido. Este y Rómulo Otero hicieron estragos en todo el campo.

Al 67′, el atacante del Torino dio gracias a un rebote del arquero para extender las cifras y colocar el 3-0 para el orgasmo de las casi 46000 personas que dijeron presente en el Monumental -cuyo engramado era deplorable-. Tres minutos después anotó el cuarto -siendo el primer hat trick en su carrera- y Dudamel lo sacó para que le ovacionase todo el estadio, que celebraba tres puntos que dan una dosis de aire enorme, le permiten escapar de la décima casilla de la tabla, obtener la primera victoria en esta contienda y limpiar un poco la imagen tan pobre a lo largo de esta aventura pre mundialista.

Rómulo Otero -para muchos el mejor del partido- cerró la fiesta con un gol a bocajarro, tras una grandiosa jugada de Jhon Murillo por la derecha (este fue un puñal por la banda derecha) para alcanzar 5 unidades, mientras que los bolivianos quedan con cuatro, después de haber recibido una sanción de FIFA que les restó otras cuatro unidades.

A pensar en el partido ante Ecuador, el martes 15 en el Atahualpa de Quito y a dar la campanada de las eliminatorias.