#MLB: El Kid ha sido un mentor para el novato Joe Jiménez y el resto del bullpen de Detroit

0
106

Especial de MLB.com | Cuando el novato y relevista puertorriqueño Joe Jiménez permitió un jonrón en las postrimerías de un juego ante los Medias Blancas el viernes, sabía muy bien que el venezolano Francisco Rodríguez le iba a comentar algo al respecto. No porque Rodríguez fuese a regañarlo, sino porque el veterano cerrador habla con Jiménez después de cada presentación para ofrecerle consejos.

Desde que Jiménez está en las Grandes Ligas, Rodríguez ha sido un mentor para él, dijo el joven boricua. Es importante oír lo que tiene que decir un veterano de 35 años como Rodríguez, el líder en salvados en las Mayores entre los peloteros activos con 436, especialmente porque Jiménez realmente nunca enfrentó muchos problemas en las ligas menores.

“Siempre es peligroso no haber atravesado periodos difíciles en las ligas menores y llegar así a la gran carpa”, dijo el manager de los Tigres, Brad Ausmus, con respecto a Jiménez, quien lanzó cinco innings en blanco en Triple-A Toledo esta temporada y dejó 1.51 de efectividad en 53.2 innings en tres niveles distintos de las granjas en el 2016.

Con Detroit, Jiménez ha permitido tres veces dos carreras limpias en cinco juegos. Pero mientras trabaja en pulir su slider y ajustarse a los bateadores de Grandes Ligas, tiene un clubhouse lleno de tipos en los que puede apoyarse. Empezando por el Kid.

“Francisco es tremendo en ese sentido”, dijo el también relevista Justin Wilson. “Súper inteligente y capaz de ver mucho más que el resto de la gente”.

Wilson ha sido el mejor relevista de los Tigres dentro de un bullpen que ha enfrentado muchos problemas. Dice que los pitchers se ayudan unos a otros no sólo para hablar de los ajustes que deberían hacer sobre la loma, sino para levantarse el ánimo y ofrecer palabras de aliento.

Quién necesita una palmada en la espalda y quién prefiere que lo dejen solo es algo que depende de cada persona.

“Hay tipos con los que no tienes que preocuparte”, dijo el receptor Alex Ávila, un veterano de nueve temporadas en las Mayores. “Entienden que eso (tener días malos) es parte del juego. Pero cada cierto tiempo no está de más recordarnos lo buenos que somos y mantener la confianza alta”.

Como grupo, el bullpen sigue buscando tanto el éxito como la confianza. Terminada la jornada del sábado, el cuerpo de relevista de los Tigres era último en efectividad en las Grandes Ligas (6.78), promedio de los rivales (.290) y WHIP (1.75). Esas estadísticas se vieron magnificadas este fin de semana porque los Medias Blancas marchan primeros en todas esas categorías.

Pero más allá del momento por el que están pasando, Wilson sabe que la fortuna de su equipo puede cambiar rápidamente. Y apoyarse unos a otros es sólo el comienzo de ese proceso.

“Vamos a estar bien”, dijo. “Hemos tenido algo de mala suerte aquí y allá, pero las cosas son lo que son. Todo puede cambiar en un abrir y cerrar de ojos”.